El sello de Indicación Geográfica Protegida, es un sello utilizado en nuestro país para el reconocimiento de una calidad diferenciada, consecuencia de características propias y diferenciales, debidas al medico geográfico en el que se producen las materias primas, la elaboración de los productos y a la influencia del factor humano que participa en las mismas.